miércoles, 15 de septiembre de 2010 | By: David Pardo

Una Mantis religiosa en mi cocina

La cosa va de bichitos encantadores jeje, ayer cuando dejé a Cindy en Yepes nos encontramos con esta Mantis en la cocina, Cindy con su valentía habitual salió corriendo hacía ella para olerla pero después salió huyendo (ay que miedosa). Yo cogí enseguida la cámara de fotos, lástima no tener la lente que os hablé cuando me encontré a Crisopa en casa para poder haber hecho fotos mejores, será cuestión de ahorrar...

16MantisreligiosaMartes14Septiembre2[2] 
La cogí con mucho cuidado porque tenía miedo de hacerle daño y la saqué al patio donde la dejé en una de las plantas que tiene mi madre, cuando volví a verla se había salido de la planta y andaba por la pared, así que la cogí y la llevé a otra planta, donde eché agua para que pudiera beber alguna gota de agua.

Estuve buscando información sobre estos insectos y esto es un resumen de lo que encontré:

La mantis religiosa o santateresa (Mantis religiosa) es una especie de insecto  originaria del sur de Europa; fue introducida en Norteamérica en 1899 en un barco y a pesar de ser una especie introducida, es el insecto oficial de Connecticut. Su esperanza de vida es de 1 año.

28MantisreligiosaMartes14Septiembre2[1] 
Son animales solitarios excepto en la época de reproducción, cuando macho y hembra se buscan para aparearse. Cuando hay más de un macho cerca de una hembra, éstos se pelean y sólo uno se reproduce. Las hembras son mayores que los machos y además las hembras entre las dos patas de agarre de las presas tiene 2 ócelos negros y los machos tienen un punto blanco en medio. Durante y tras el apareamiento la hembra se come al macho, aunque este comportamiento se ha mitificado bastante ya que se da con frecuencia en cautividad pero es raro cuando están en libertad.

Denominación popular

Santateresa, tatadiós, campamocha, madre víbora, mamboretá, cerbatana, usamico, maríapalito (Ocaña, Colombia), comepiojos, matapiojos, armacaballo (Santander, Colombia), muerte (Arroba de los Montes, Ciudad Real) o caballito del diablo (Villarrubia de los Ojos y Fuente el Fresno, Ciudad Real).

El resumen está sacado de Wikipedia –> Mantis religiosa

Comparte esta entrada

votar

12 Comentarios:

rodricarez28 dijo...

Que suerte haberla encontrado en tu cocina. Esos animales como muchos otros son sensacionales. Yo todavía no supero el hecho de que de vez en cuando nos visitan libelulas azules que pasan por la casa que está adornada con muchas plantas. Felicidades, saludos!

Silvia dijo...

Una Mariapalito!!!
xD
que gracia tienen, me acordé de ti hace poco cuando me encontré un grillito por casa, y pensé en tomarle una foto también PERO... resultó un poco tímido y salió dando brincos por la ventana xD

Me han gustado las fotos; a mi tmb me encantaría tener un buen zoom.

ps.
jaja estuve hoy intentando tomar fotos en la calle para el concurso, al final me coarté un poco por vivir cerca a un colegio y que me vieran con cara rara jaja
suerte con las tuyas,

BSS!
:D

Gladyzs dijo...

Siempre se aprende algo nuevo, pensé que de ley la hembra se comía siempre al macho, ahora veo que no es así.

Hace varios años atrás encontré una pero me dio miedo :S yo no me atrevería a tocarla ya que pienso que ella me haría daño a mi :P

Me pareció una hermosa vivencia y sobretodo que nos la hayas contado a través de fotos.

Abrazos!!

David Pardo dijo...

rodricarez28, la verdad es que fui afortunado de encontrármela, no es normal encontrarte una mantis en la cocina :)

Por cierto a ver si puedes hacer alguna foto de las libélulas que pasan por tu casa, me encantaría verlas :)

Saludos!

David Pardo dijo...

Silvia! parece ser que los grillos son mas tímidos que las Mariapalito jeje, está me dejó cogerla y subía por mi brazo con total descaro.

Me pasa lo mismo que a ti con las fotos del concurso, a ver como me las ingenio para poder hacer alguna...

Besos!

David Pardo dijo...

Gladyzs!

yo también pensaba que siempre se comía al macho pero parece que no es la norma general.

A mí también me dio algo de miedo al principio, pero me lance a cogerla y fue una sensación muy agradable ;)

Besos!

M@R dijo...

Entre Cidy y Crisopa me has enternecido el alma David! Dos cuentos graficos geniales!

Besitos y abrazos!

ps Gracias por tu comentario en mi "blog" me animaré uno de estos días ;)

David Pardo dijo...

S.Mar! estoy deseando leer lo que publiques en tu blog ;)

Besos!

Felix Casanova dijo...

David...

Uy¡ Ya sabes de mi poco amor por los bichitos del campo y la ciudad. Una mantis religiosa en mi mano sería algo para salir huyendo despavoridamente. Que le vamos a hacer, soy así :)
Aunque he de reconocer que es bonita.

Abrazos

Javier Ramírez dijo...

Cierto!! en los veranos de Yepes se suelen ver... sobre todo al lado de las farolas, que es donde se dan un buen festín de mosquitos. Yo suelo dejar que entren las salamanquesas a mi habitación para que me protejan de individuos así. No las suelo hacer daño, pero su expresión me incomoda!! jejeje
muy bueno

Tani dijo...

Pues podría decir "que linda, que mona!" pero me dan pavor los bichejos, yo saldría corriendo y gritaría mucho al verla :P

Eso sí, me ha encantado tu reacción de tomarle fotos, buscarle un lugar y compartir con nosotros.

Un beso

Remedios La Bella dijo...

Hola!!Me encantan todos los bichos de esta tierra y he tenido mantis también. En concreto, mantis que parecen orquídeas y se camuflan muy bien ente ellas. Pero me las cargué porque eran muy chiquitas y le dí de comer un moscardón enorme que le produjo diarrea con la consecuente deshidratación...ay...ignorante de mi...es la última vez que adquiero bichos sin haberme informado antes bien!!Un saludito y gracias por pasarte por mi blog!!!Muakas!!!

Publicar un comentario en la entrada